¿Es eficiente un abordaje ideal de la artritis reumatoide?

La artritis reumatoide es una enfermedad sistémica que produce dolor e inflamación crónica en múltiples articulaciones. Este trastorno afecta negativamente a la calidad de vida de los pacientes, tanto por el dolor que produce como por la discapacidad física que puede generar. Se estima que en España afecta al 0,5% de la población. Además, es más frecuente en mujeres que en hombres

Impacto de la artritis reumatoide

Más allá del dolor, la artritis reumatoide impacta en varias esferas del día a día de la persona afectada. Como lo comentan los testimonios de los pacientes en la encuesta RA Matters, afecta negativamente a sus relaciones personales, y sienten incomprensión respecto al malestar físico y emocional. Un aspecto que nos debe preocupar como sociedad son las dificultades para ir a trabajar o desempeñar su puesto de trabajo que pueden tener estas personas, lo que les lleva a ausentarse del trabajo, a bajas por enfermedad e incluso a jubilarse anticipadamente. En 2017, se concedieron 3.244 incapacidades temporales debidas a la AR.

Cuando se habla de una enfermedad que afecta de un modo tan integral a la persona, llama la atención la diferencia de perspectivas entre los profesionales sanitarios y los pacientes. Sin duda, los grandes avances de las últimas décadas están detrás de la perspectiva que los médicos tienen. Sin embargo, quedan áreas de mejora.  

 

¿Cuál debiera ser el abordaje ideal de la artritis reumatoide?

¿Cómo se trata la artritis reumatoide en la actualidad? ¿Qué capacidad real hay para mejorar la vida de estos pacientes? ¿Están todas las áreas de mejora en el terreno de la medicina o hay otros aspectos que se pueden modificar?

Estas son algunas de las preguntas que se hizo un grupo de expertos en Artritis Reumatoide, multidisciplinar, reunido por la Fundación Weber con la colaboración de ConArtritis y promovido por Lilly . El propósito de este equipo era identificar una serie de propuestas que compondrían el abordaje ideal. En total, se listaron 22 medidas.

Posteriormente, se cuantificaron analizando el coste de su implementación así como el retorno clínico, asistencial, económico y social que tendría. A estas propuestas se ha aplicado además el método SROI, para medir el valor social y medioambiental, más allá de lo económico-financiero.

Según se puede ver en el informe publicado, en términos absolutos, el retorno social que se obtendría con estas propuestas ascendería a 913 millones de euros, una cifra que triplica la inversión necesaria para su puesta en marcha, que sería de 289 millones de euros. Es decir, por cada euro invertido, la sociedad obtendría un retorno de 3.

Algunas de estas propuestas ya se realizan en algunos lugares de España. Quizá no todas y quizá no de manera sistemática. A continuación os dejamos el listado de las 22 Propuestas para la mejora del abordaje de la AR

 

En el área de Diagnóstico

1. Programas de educación y sensibilización social.

2. Formación sobre el diagnóstico dirigida a medicina de atención primaria, urgencias y medicina del trabajo.

3. Ruta rápida de acceso desde atención primaria a reumatología.

4. Ruta rápida de acceso desde atención especializada a reumatología.

5. Atención psicológica tras diagnóstico.

En AR diagnosticada hace 2 años o menos

6. Estrategias Treat to Target y control estrecho. Tratamiento precoz con FAME tras diagnóstico.

7. Consensuar el plan terapéutico (farmacológico y no farmacológico) con el paciente.

8. Accesibilidad sin cita al especialista ante brotes o descompensaciones.

9. Consultas propias de enfermería en reumatología en AR precoz.

10. Formación en adherencia y uso de medicamentos en AR precoz.

11.  Formación y adherencia en aspectos no farmacológicos ligados a la enfermedad para los pacientes con AR precoz.

12. Abordaje asistencial integral de otros aspectos intangibles.

En AR establecida (diagnosticada hace más de 2 años)

13. Estrategias Treat to Target y control estrecho.

14. Coordinación entre atención primaria y atención especializada para el tratamiento y seguimiento del paciente.

15. Equidad en acceso a todos los fármacos disponibles comercializados.

16. Consultas propias de enfermería en reumatología en AR establecida.

17. Formación en adherencia y uso de los medicamentos en AR establecida.

18. Formación y adherencia en aspectos no farmacológicos ligados a la enfermedad en AR establecida.

19.   Ampliación del horario de atención especializada.

20.   Abordaje integral multidisciplinar e individualizado, asegurando el contacto con otros profesionales sanitarios.

21.   Fomentar el papel de las asociaciones como elemento complementario a las prestaciones del Sistema Nacional de Salud.

22.   Atención a la discapacidad: coordinación socio‐sanitaria y soporte social general.

 

Ahora nos toca trabajar para entender mejor cuáles pueden ser más prioritarias en algunas zonas concretas para intentar implementarlas cuanto antes. Estaremos atentos.