Psoriasis: lo que necesitas saber para tenerlo claro

Un año más, el grupo de trabajo de psoriasis de la Academia Española de Dermatología y Venereología celebra, esta semana, una nueva edición del congreso anual de Psoriasis, una enfermedad crónica, autoinmune, que causa inflamación y descamación en la piel y que afecta a 125 millones de personas1. Existen varios tipos de psoriasis, pero de entre todos, la psoriasis en placas es la más frecuente. Las placas pueden generar ardor, dolor y picor y, si se encuentran en determinadas zonas, como manos y pies, dificultan la vida diaria. Además, muchas veces, por su gravedad o gran visibilidad, las personas se sienten inseguras con su aspecto, lo que tiene un gran impacto emocional.

En el post de hoy contamos con Marta Maycas Cepeda, Medical Science Liaison (MSL) del área de Dermatología de Lilly España, para hablarnos sobre esta patología y ayudarnos a comprender, un poco más, la realidad que viven estas personas.


¿Qué es la psoriasis? ¿Sabemos cuál es su causa?

La psoriasis, como muchas enfermedades crónicas, tiene un carácter multifactorial. No podemos decir que haya una causa exacta que la desencadene. Puede haber una predisposición genética, aunque no por eso tienes que padecerla. Algunos factores ambientales también pueden desencadenar su aparición o agravamiento, como el estrés, infecciones, obesidad, inmunodepresión, etc. Es una enfermedad crónica y se presenta en brotes, con periodos de remisión. No es contagiosa y en su modalidad en placas, se caracteriza por la presencia de placas elevadas, rojizas, con escamas blanquecinas que se desprenden fácilmente.

Puede aparecer en cualquier parte del cuerpo y tener extensión variable, desde pequeñas placas hasta grandes lesiones que afecten gran parte de la superficie corporal.

Sin embargo, en los últimos diez años ha habido un avance increíble en los tratamientos para la psoriasis con la llegada de anticuerpos biológicos. El manejo de la enfermedad y las expectativas de los médicos y los pacientes no eran las mismas hace diez años que las que pueden plantearse en la actualidad; y eso, afortunadamente, es un mensaje tranquilizador.

Actualmente, uno encuentra mucha información, en internet, sobre este tema. ¿Podemos fiarnos de lo que encontramos?

Como todos sabemos, en Internet hay muchísima información y hay que saber filtrar. Internet no debería ser la herramienta principal en la que se busque información sobre la enfermedad. El paciente debe acudir al médico, al especialista, como es el dermatólogo, a resolver sus dudas, buscar información y apoyo. ¡Es la fuente más fiable que puede encontrar!

Además, también es bueno acudir a asociaciones de pacientes, en las que se reciben talleres de formación y diversos tipos de apoyo. Ya que es una enfermedad que causa un gran impacto emocional, es de especial importancia cuidar ese aspecto en la patología. Combinar la vía del conocimiento terapéutico con el valor que aportan las organizaciones de pacientes es, siempre, una buena idea.

¿En qué zonas del cuerpo suelen aparecer placas con mayor frecuencia?

Frecuentemente, se suelen localizar en rodillas y codos, cuero cabelludo y zona abdominal y lumbar. Pero puede aparecer en todo el cuerpo. Hay veces que aparece en zonas más delicadas como el área genital o zonas de pliegues, como axilas; las palmas de los pies o de las manos. ¡Imagina una persona que trabaje mucho con las manos si tiene placas en los dedos! A veces se abren, sangran, duelen… las uñas también son una zona difícil a la hora de tratar. Sin embargo, existen alternativas farmacológicas muy potentes, con una eficacia muy buena y buenos perfiles de seguridad que ayudan, enormemente, a los pacientes que se ven afectados por esta enfermedad.

¿Qué aspectos suelen inquietar más a los médicos sobre la psoriasis en placas? ¿Cuáles suelen ser los aspectos por los que más te llaman para formarse?

La verdad, es que, cuando hablamos de psoriasis en placas ─ de moderada a grave─ estamos hablando de una patología que ha experimentado un avance increíble en los últimos diez o 15 años y, en consecuencia, esto permite marcar unos objetivos terapéuticos ambiciosos. Por eso, suelen ser preguntas relativas a la actualidad científica. Tienen esa inquietud de estar constantemente actualizados. En este tiempo trabajando con ellos he visto que sus principales dudas suelen ser sobre cómo mantener los resultados conseguidos (sin lesión cutánea) en sus pacientes. Les importa mucho los perfiles de seguridad de los fármacos, así como otras cuestiones: la rapidez de respuesta del tratamiento o la posibilidad de conseguir una piel completamente libre de lesiones; la adherencia y posología… además de cuestiones relacionadas con el impacto de la enfermedad en la calidad de vida del paciente y comorbilidades asociadas a la psoriasis.

Y con respecto a los pacientes, ¿qué inquietudes te transmiten los clínicos?

 Pues mira, te voy a poner como ejemplo un estudio nacional que habla sobre esto2 y cuenta con la doctora Laura Salgado como autora principal. Se trata de una encuesta nacional sobre las expectativas de los pacientes con psoriasis, promovida por la asociación de pacientes Acción Psoriasis y generada por un grupo multidisciplinar de profesionales (dermatología, psicología y enfermería). En este estudio, se resaltan las expectativas, a futuro, más relevantes y son:

  1. Mantener la piel totalmente aclarada; es decir, que no haya placas.
  2. Tener los síntomas controlados, lo que les permitiría llegar a olvidarse de que tienen psoriasis. Esto implicaría no sentir molestias, ardor, picor, ni escozor.
  3. Que no haya lesiones en la piel: aunque no haya placas, que tampoco haya manchas o escamas.

¿Y qué valor dirías que aporta Lilly a las personas con psoriasis?

Lilly aporta valor desde diferentes perspectivas, teniendo en cuenta las necesidades de cada paciente. Por eso, al entender que los especialistas son quienes mejor pueden ayudarles, Lilly desarrolla diferentes iniciativas para lograr ese beneficio del paciente: desde programas de apoyo a personas con psoriasis, actividades y jornadas formativas, cursos de interés, becas para formarse en congresos y promover el acceso a la información científica más actual, hasta sus medicamentos en dermatología que tanto bien hacen a las personas que los necesitan. De hecho, la implicación de Lilly y su compromiso con el mundo de la dermatología es tan fuerte, que no es solo un compromiso a corto plazo, sino que, se busca también un compromiso a largo plazo. Recientemente, de hecho, se ha ampliado el área de dermatología con la adquisición de Dermira, biotecnológica con productos que se suman al pipeline y portfolio que tiene Lilly en dermatología.

Para finalizar, Marta, ¿qué consejos le darías a una persona con psoriasis?

Pues, que mantenga un diálogo fluido con su dermatólogo. Es muy importante la comunicación para que el médico conozca bien cómo se siente el paciente y alinearse con las expectativas de tratamiento más adecuadas. Hoy existen fármacos que permiten tener unos resultados muy positivos. Sería muy interesante que contase con el apoyo de asociaciones de pacientes y llevara un estilo de vida saludable. Evite la obesidad, coma sano, realice ejercicio y evite el alcohol y el tabaco. Por increíble que parezca son factores desencadenantes.

 

Si quieres más información: 

Sobre la patología.

Es el momento de tener una conversación seria el Día Mundial de la Psoriasis

 

Sobre cómo mejorar la asistencia sanitaria en psoriasis.

La necesaria especialización para mejorar la asistencia sanitaria en psoriasis

 

Sobre la humanización de la psoriasis.

Humanizar, desde la vivencia personal, la experiencia de acudir al médico

 

___________________________________________________________________________________

  1. http://www.psoriasis.org
  2. Salgado L et al. Póster presentado en 47 Congreso Nacional de Dermatología y Venereología de la AEDV 2019.