El día del voluntariado: un día que dura todo un año

A finales de septiembre se celebra en Lilly el Día del Voluntariado. Se trata de una fecha muy especial para todos los empleados, en la que gran parte participa con diferentes iniciativas.

Apoyando desde Lilly los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS)

Desde España, se han 3.000 horas de voluntariado que se incluyen en las más de 20.000 horas dedicadas por los empleados de Lilly en todo el mundo. En la última edición de 2019, hemos colaborado con proyectos en 18 ciudades de España, apoyando la consecución de 8 ODS.

En la última edición, la comunicación sobre las actividades que se iban a llevar a cabo  en el Día del Voluntariado se han vinculado con los Objetivos de Desarrollo Sostenible De este modo, la plantilla de Lilly  ha descubierto que estas acciones también ayudan a lograr estos grandes objetivos establecidos por las Naciones Unidas.

Lilly ODS

 

De esta manera, y en colaboración con 14 entidades diferentes, se ha contribuido con 8 de los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible en diferentes lugares de España.

ODS 1: Fin de la pobreza

Los voluntarios de Lilly con la ayuda de Acción Humanitatis, colaboraron en el proyecto “sinhogarismo” a través del cuál se ayudó a pintar la sede de esta asociación, se colocaron algunas estanterías para ayudar en la organización de la fundación y se instalará un pequeño cine que permitirá a esta entidad realizar actividades lúdicas en él y así lograr que la asociación establezca contacto con las personas que necesitan su ayuda.

ODS 2: Hambre cero

Por medio de la asociación Vida Digna, los voluntarios colaboraron en la clasificación de alimentos que esta entidad reparte entre las familias más necesitadas.. Además, durante esa mañana se atendió a las personas sin hogar que acudieron a las instalaciones.

ODS 3: Salud y bienestar

Los empleados de Lilly ayudaron a la Fundación Pequeño Deseo llevar a cabo la renovación de tres zonas del pasillo de radiología pediátrica para que los niños tengan una mejor experiencia durante su espera para las pruebas diagnósticas.. La nueva decoración gira en torno a los juegos tradicionales e invita a los niños a que interaccionen con dibujos que esconden figuras y números.

ODS 4: Educación y calidad

Para ayudar a prevenir el abandono escolar, en colaboración  con United Way y Punto JES, los voluntarios a acompañaron a los jóvenes en dinámicas que les ayudan a valorar la importancia de la educación y la formación.  Esta metodología, basada en el emprendimiento social, fomenta el desarrollo de las capacidades de los jóvenes, generando una sensación positiva entre los estudiantes, especialmente entre aquellos con más dificultades.

ODS 8: Trabajo decente y crecimiento económico

En colaboración con la Fundación Down Madrid, se realizó un taller de jardinería con el fin de contribuir en la inserción laboral de personas con discapacidad. A través de esta actividad adquieren conocimientos y desarrollan su capacidad de trabajo en equipo, que les ayudará a conseguir en el futuro integrarse en el mundo laboral.

Por medio de estas actividades también se favorece la plena integración social de personas con síndrome de down y otras discapacidades.

ODS 10: Reducción de las desigualdades

A través de CESAL los voluntarios llevaron a cabo el reacondicionamiento de una zona de uno de los centros de acogida para inmigrantes que en el futuro se destinará a clases de jardinería para lograr la inserción laboral de los más jóvenes.

Además, esta actividad se realizó en con los jóvenes del centro, potenciando su capacidad de trabajo en grupo.

ODS 13: Acción por el clima

En colaboración con Reforesta los voluntarios realizaron tareas de mantenimiento forestal y naturalización de caminos en diferentes puntos de la comunidad de Madrid.

 Así, se ha contribuido  a mantener los bosques sanos, mejorando con ello la vida de los diferentes animales y plantas que viven en ellos.

ODS 15: Vida y ecosistemas terrestres

Los voluntarios, acudieron al Centro de Recuperación de fauna salvaje GREFA para realizar labores de acondicionamiento de las instalaciones. De esta forma, se contribuyó a mejorar las condiciones en las que viven los animales rescatados.

Una labor que dura todo el año

El Día del Voluntariado ya ha alcanzado su 12ª edición y se consolida como una actividad emblemática para los empleados de Lilly. Sin embargo, no se trata de una iniciativa puntual, sino que forma parte de los proyectos de voluntariado que se llevan a cabo.

El Club del Voluntariado de Lilly  está formado por 200 empleados que organizan y participan en iniciativas solidarias durante todo el año. Además, con el fin de premiar  el voluntariado que los empleados desarrollan a título personal,  cada año  se convocan los Premios de la ONG del Empleado de Lilly, que este año celebraron su X edición y a través de los cuales se financian con 5.000 euros cada uno dos proyectos, uno de ámbito nacional y otro desarrollado en otro país.